La frecuencia es uno de los parámetros decisivos para medir los niveles de forma eficiente. Una importancia que incluso sorprendió a VEGA como fabricante de la tecnología de medición.

Nadie había esperado la velocidad con la que el mercado acogió la tecnología radar de 80 GHz en muy poco tiempo. Como resultado, sustituyó rápidamente el estándar de tecnología anterior de 26 GHz en muchas áreas. Con más de 100 000 instrumentos radar de 80 GHz vendidos, la sede principal de la empresa tiene un buen motivo para celebrarlo.

El avance a un instrumento de medición universal

Para la mayoría de aplicaciones de nivel industriales, los sensores radar de 80 GHz ofrecen una aplicación universal. El VEGAPULS 64 mide los líquidos incluso en presencia de condensados o adherencias  en la antena, con una precisión constante. Y dado que este sensor también se puede equipar con la antena más pequeña de este tipo, apenas existe un lugar de montaje que resulte demasiado estrecho. Los 80 GHz también sientan nuevos precedentes en los sólidos a granel. No importa si el polvo o una gran cantidad de material se adhiere al sensor: el VEGAPULS 69 cuenta con reservas de potencia para superar de forma fiable situaciones de medición como estas.