El VEGAPULS WL S 61, nuevo sensor de VEGA para medir los niveles en la industria del agua y aguas residuales, ofrece una solución asequible de radar con diversas opciones de montaje y se puede integrar fácilmente en las infraestructuras existentes.

La tecnología radar se ha probado en la práctica en muchas aplicaciones y ofrece numerosas ventajas. No sólo es independiente de la influencia de la temperatura, el movimiento del viento, la niebla y la lluvia, también hace que sea innecesario compensar el tiempo de propagación de la señal debido a las fluctuaciones de temperatura. Una gran ventaja real es la precisión de la medición de     +/- 5 mm.

Completamente nuevo es su funcionamiento Bluetooth inalámbrica a través de smartphone, tablet o PC con PACTware y adaptador USB Bluetooth, lo que simplifica aún más la configuración y diagnóstico.

Al utilizar este nuevo instrumento, los clientes se benefician de muchos años de experiencia VEGA. Hoy en día, casi 40.000 sensores de radar están operando en las plantas de industria del agua y aguas residuales alrededor del mundo.